La tierra donde vivimos es la que nos da los recursos para nuestras creaciones. Por eso, tan importante como nuestras puertas, es el respeto por el medio ambiente y fabricar de una forma sostenible.

Podríamos decir que nuestro interés por el medio ambiente es simplemente altruista pero no estaríamos siendo sinceros. Cuando nos preocupamos por la protección de nuestro entorno, hay una parte egoísta en todos nosotros. Si no cuidamos todo aquello que hace de este mundo un lugar único ¿cómo vamos a poder seguir disfrutándolo? Si no buscamos la mejor manera de preservar el ecosistema ¿qué van a heredar las generaciones venideras?

Ese es el egoísmo que nos impulsa a buscar las soluciones más respetuosas y sostenibles. Nuestras maderas provienen, únicamente, de bosques y cultivos controlados. Las pinturas son a base de agua, evitando así el uso de disolventes que tanto daño han hecho. Y además, colaboramos con la Universidad de Florencia en proyectos de ecocompatibilidad. No se trata de ser mejores que otros. Se trata de que entre todos seamos mejores y hagamos de este mundo, un lugar mejor.

Disponible para suministro de productos certificados FSC®.